memoERIZAME

memoERIZAME

miércoles, 28 de agosto de 2013

Cintura literatura (POEMA)



Esa cronista de los besos
agricultora de susurros en abdominales descafeinados
resoplando su cintura pasteurizada en labios equilibristas 
con su alacraneo de ron fumigando las mandíbulas escarchadas
y esa mirada farmacológica
con sus parpadeos caricaturistas
adelgazando la transpiración
esa espalda guiñando mordidas diplomáticas
en un paredón de naufragios
ese territorio de escotes
mutilado por tinta saliva
y el catalogo de volcamientos
saqueando el aliento
al hotel de cordura donde las camas nunca dormían.

A.E

Para escribir se necesitan dos (poema a dúo por Lau Moya, Bogotá Colombia y Jorge Franco, Guayaquil Ecuador.)



Lau:

Tengo el cuerpo tendido de ganas sobre un lienzo de caricias pasadas pero memorables, estoy libre de todo esta noche y mientras te espero caballero mío, recojo estrellas para iluminar el camino hasta tus labios.

Alquimista:

Eres una nube mojada, cantando hojas secas para despertar al sueño, tus labios desprenden soles ensortijados, caudales de libros que danzan por los vapores de mis canciones, es tu voz la que moviliza mis acertijos.

Lau:

Soy la musa que arrulla tus sueños, quien se prende tu cabello para escalar hasta la cima de tu cuello, soy yo la dulce sinfonía que invocas cuando en pleno invierno requieres unos labios urgentes, que le devuelvan la calidez a la morada de tu alma .

Alquimista:

Escribiendo flotas por el mar, arrinconando versos con tus bostezos azules, tus manos son anzuelos anclándose en mi vértigo, eres la soledad que comparto pintándome en la oscuridad.

Lau:

Y yo me dejo pintar con tus dedos que dibujan escaleras que culminan en el cielo , tu aliento se prende de mi piel como una suave mariposa y seguimos hay sumergiendo nuestras almas en un vaivén de palabras , tejemos mutuamente el ajuar que una noche cualquiera nos vestirá de placer el alma y las entrañas .

Alquimista:

Dormir tu vestido y despertar el ritmo de tu tálamo, acordonar tus coordenadas con estampidas de contacto entre almas, son tus sombras atrincherándose en mi pecho, pronunciándome mordidas en mis partituras sombrías.

Lau:

Navegaras en mi como un pez que se cuela por los rayos del sol para comprobar que tan grande es su amado, serás mi luz donde en las tinieblas no se requiera más que un beso , me llevaras de tu mano a los abismo inimaginable de la pasión y acunaras mi deseo entre tus brazos para enseñarme sin afán que hay más allá de nuestros espíritus.

Alquimista:

Tus labios son el somnífero de las pasiones, movilizando los gritos del pulso, puliendo el rito del aliento, tus parpados mojados por el equilibrio, succionan mi silueta, llevándola de viaje por los aguijones de tus letras.

Lau:
Llenare tu cántaro de ilusiones con prosas de pasiones de colores, seré quien en las noches recite a tu oído uno de esos engranajes hechos de besos y suspiros, volaremos junto a un edén de cometas que se acarician a escondidas y serás mi sol en el paraíso encontrado , seré tu luna en las noches de eternidad a tu lado .

Mis primeros pasos en el mundo fueron al ESCRIBIR...



Me gusta como mueves los versos
esa manera electroacústica de morder
tú sinfonía manía de fumarte mi sombra
la anatómica rítmica de tus manos en mi boca

Trasnocha en mi cuerpo
transita mi mundo escopolaminado
respira mi verbo 
búscame en el insomnio 
retrocedamos el beso 
anestesiemos la voz con castillos de cuchillos
atropellame con tu acento 
soy el síndrome de consumirme
contigo y tu lluvia de testigo...

A.E

Café



Ese desvelo sincronizado por el rapto del oído 
el lenguaje como transeúnte de unos labios hechos por gotas de bruma, dos miradas en toque de queda
militarizando los suspiros 
minando el gemido con noches amarillas
la saliva como esquirla arremolinándose en los contrasentidos
el verso queda desvestido cuando la mirada amanecida
francotiradora de siluetas desvanecidas
se busca un lugar en la almohada
con perfumes de nieve y vértigos salados
y los amantes se proporcionan cucharadas de emboscadas
aromatizando los siglos de poros entumecidos
por el tempano del tacto
fotocopiando con deseo el llanto.

A.E

POZO



Media noche 
la ropa revuelta en el piso 
lunares antropófagos eructando amor
el verbo criminalizando los delirios
en su piel el poeta recupera el gusto literario
regando esquirlas de su argumento macabro
su cuerpo versa al contacto
y la subversión de sus caderas canelas
película en cámara lenta
donde sonrisas eléctricas son la protagonista
formando relámpagos anfibios
en la pupila embriagada
por las tinieblas que desangran sus piernas
cuando el susurro mastica sus venas...

ALQUIMISTA ESTUPEFACTO

adrenaLINA (poema)



Dejemos las sabanas, mejor revolquemos nuestros versos en las montañas
Dibujemos nuestros besos entre la niebla
Aparece con una estampida de palabras psicotrópicas estrellándose en mi piel
¿Por que cuando nos abrazamos explotan las guitarras?
Escribo para que tengas un secreto que solo sepamos los dos
Siempre sabes donde mi mirada desnudara
Esos vestidos de tus dedos
Abriendo la cremallera de mis labios
Para sonreír al mismo tiempo fuegos artificiales
Dejemos nuestras bicicletas en piloto automático
Para tener tus caricias pedaleando por mi alfabeto
Todos quieren escuchar tu voz
Disfrutan imaginándose caminando con vos
Pero aunque le tienes miedo al escritor
Siempre un mordisco tuyo funciona como gran delator
Y entonces desdoblamos el paisaje
Nos internamos en túneles de luciérnagas
Abres las ventanas de la canción
Tus pasos suenan a violín
Las niñas quieren verse bien
Solo vos quieres que te versen bien
Me lees por que necesitas alguien que te acompañe a caminar en la eternidad.


A.E

En la poesía hay un sitio para los dos (poema)



El soneto es el fruto de sus muslos
Allí las huellas de una mirada 
Se emborrachan con su música de vidrios 
Cuando ella sonríe
Vos sientes como te han besado a distancia
Raptando los pasillos de tu piel en madrugada
Entonces te invita a hacer el amor en un parpadeo
A arrugarte los huesos con sus caricias almibaradas
Sus caderas de media noche
Siempre dan las 4 y media a.m
Mi poesía es su sexto sentido
Y yo el texto con el que sus sueños quieren amanecer
Soy el único que desabrocha su voz
Aquel que le baja el alma a los tobillos
El que le susurra mordidas
El que la desnuda con versos
Me encanta decirle 
“vos no eres bella
vos eres herMUSA...”

La poesía es nuestra casa
Disfruto que sus labios hagan de mí un POEMA
No quiero ser un recuerdo
cuando puedo ser ese ahora versandole la boca
Las personas en la calle nos ven
Siempre se preguntan 
-¿cómo hacen el amor los poetas?
Y su tatuaje en la espalda responde:
¡Desnudando el párrafo de los poros, ametrallando el corazón a VERSOS

A.E